REFLEXIONES SOBRE LA HUELGA DEL METRO DE MADRID

Ante la HUELGA TOTAL en el metro de Madrid, los trabajadores afiliados a la Federación de Sindicatos de Madrid expresamos nuestra total solidaridad con las demandas y señalamos que no nos importan los problemas que nos pueda generar como usuarios del transporte público. Sobre todo porque entendemos que esta huelga es fundamental para preparar el camino de la resistencia contra las medidas antiobreras del Gobierno y puede marcar un precedente sobre lucha obrera si se gana.


 Por lo tanto, no sólo ofrecemos nuestro apoyo a los trabajadores de Metro sino que animamos a toda la clase obrera madrileña no sólo a comprenderla y respetarla, sino a apoyarla activamente.

CNT de Madrid




Si los trabajadores del Metro ganan
¡ganamos todos los trabajadores!

Quienes escribimos esto somos usuarios del Metro de Madrid, trabajadores/as como tú. En estos días habrás escuchado afirmaciones como “Es una huelga salvaje y no se respeta el derecho al trabajo”; A quien más perjudica una huelga así es a los trabajadores”; “Es un chantaje y los usuarios somos rehenes”. Después la prensa y los políticos (tanto del gobierno de Zapatero como el de Esperanza Aguirre) airean a bombo y platillo frases como esas sin más interés que criminalizar a los huelguistas y poner a los usuarios en contra de los trabajadores del Metro.
Y nosotros nos preguntamos ¿Por qué se acuerdan del derecho al trabajo sólo cuando hay huelgas? ¿No hay que tener muy poca vergüenza para que nos hablen del derecho al trabajo los que son responsables directos o cómplices de que en este país tengamos cinco millones de trabajadores en paro? ¿Por qué no salen a exigir airados el derecho al trabajo de estos cinco millones de parados?
Los gobiernos regalan fortunas a los banqueros mientras a los trabajadores nos recortan los salarios, nos suben el IVA, nos meten una reforma laboral o un pensionazo, y si protestas o no pagas la hipoteca vas a la calle.
Hay que tener muy poca vergüenza, como Gallardón, para decir “hay que cumplir la Ley” cuando el conflicto lo origina precisamente el incumplimiento por su parte de la Ley, es decir del convenio colectivo vigente.
Los trabajadores del Metro están en huelga, perdiendo dinero cada día de huelga, arriesgándose a ser sancionados o despedidos, porque hay en juego mucho más que un 5% de bajada de salarios, que no es poco, hay en juego el legitimar que las empresas se pasen por “el arco del triunfo” los convenios firmados y te bajen el salario o te cambien las condiciones de trabajo cuando les dé la gana. ¡Eso es lo que está en juego!
Zapatero y Esperanza Aguirre con su reforma laboral, despidos, plan de ajuste y pensionazo no sólo nos quieren pobres y sin derechos sino que además nos quieren sumisos y resignados. Cuando se establecen servicios mínimos abusivos se impide de hecho el derecho a la huelga. Cuando se criminaliza a los trabajadores del Metro y les abren 400 expedientes lo que se pretende es un castigo ejemplar para que a todos los trabajadores se nos quite de la cabeza hacer huelga alguna.
Por eso cuando sientas, como nosotros, los inconvenientes de que no haya Metro, que es un trastorno enorme, acuérdate que la reforma laboral que nos están metiendo, eso sí que es, si no lo evitamos, más que un trastorno una agresión irreversible; igual que lo es mandar a millones de trabajadores al paro, o que nos quieran prolongar la edad de jubilación a los 67 años y bajarnos la pensión. Todo esto sí que es una agresión en toda regla contra la clase trabajadora.
Si los trabajadores del Metro logran ganar, que se respete su convenio y por tanto se eche atrás el plan de recortes de Zapatero y Esperanza Aguirre, será un importantísimo precedente para todos. Por eso decimos: si los trabajadores del Metro ganan, ganamos todos los trabajadores.
Apoyamos esta legítima huelga y manifestamos toda nuestra solidaridad con los trabajadores y trabajadoras del Metro. Sacar el conflicto a la calle, dirigirse a todos los trabajadores/as de Madrid, buscar la unidad con otros sectores en lucha y explicar la suya. Para todo esto, nos tienen a su lado.
Se trata de que juntos, usuarios y trabajadores/as del Metro, exijamos la inmediata solución del conflicto, que no puede ser otra que el respeto al convenio y la retirada de todos los expedientes abiertos.
La huelga de los trabajadores del Metro es un ejemplo para todos nosotros/as. Por su decisión de lucha en defensa de sus derechos. Porque son las asambleas de trabajadores las que deciden los pasos a dar. Porque el Comité de Huelga cumple lo que decide la asamblea general de trabajadores. Y porque cuando se decide hacer huelga se hace saltándose unos servicios mínimos abusivos, que son la negación del derecho a la huelga. Los trabajadores decidiendo sobre sus propias vidas, sin egoísmo, sin pasotismo, sin dejarse llevar por profesionales de la política o comités de empresa.
Así sí se presiona a la patronal y al gobierno: huelga indefinida y sin servicios mínimos abusivos. Decidida por sus propios trabajadores.
Las luchas de los trabajadores y trabajadoras, inevitables ante los brutales recortes que estamos sufriendo, deberán seguir el camino abierto por los trabajadores/as del Metro.
¡UNIÓN, ACCIÓN Y AUTOGESTIÓN!


Lee el artículo de Moncho Alpuente sobre esta huelga.

Lee un comunicado de la sección de Limpieza de Metro de CNT Madrid